EN LA MEDIDA QUE ME DEJE GUIAR

Me ha costado mucho llegar a este momento de la enfermedad en la que soy capaz de dejarme guiar por Alberto, mi marido y también mi personal trainer, porque tengo que admitir que todo lo que hemos hecho juntos ha beneficiado a mi cuerpo fortaleciéndolo y ganando en equilibrio. Para llegar a este punto hemos tenido numerosas discusiones porque en algunas ocasiones yo no estaba de acuerdo con lo que me proponía, seguramente porque no llevábamos el mismo ritmo. Hoy tengo las cosas más claras y a la vez que él ha bajado su ritmo y yo he subido el mío, disfruto de cada reto que me propone, y así como me he dejado guiar por Jesús a lo largo de toda la enfermedad para fortalecer mi espíritu, confiaré que Alberto es la persona que puede fortalecer mi cuerpo en la medida que me deje guiar por él.

Anuncio publicitario

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s