LAS TENTACIONES DE CADA DÍA

Hoy he experimentado de nuevo una vitalidad y una seguridad en mis movimientos que me dispuso a levantarme con ganas de hacer las cosas lo mejor posible. Como es domingo y procuro asistir a la celebración de la eucaristía, intenté hacerlo tal como me lo he propuesto hace tiempo: sin prisas, evitando caer en la tentación de sacar mi genio que lo único que hace es crear un mal ambiente familiar y disminuir mi destreza para ducharme, vestirme etc..Antes de salir de casa estuve un rato en intimidad con Jesús y así prepararme para el nuevo día, cargarme las pilas y ser rotunda en el cumplimiento de su propuesta, la garantía de pasar un buen día.

Anuncio publicitario

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s