DECÁLOGO DE LA SERENIDAD

Ayer al final no bajé por la tarde a caminar permitiendo un descanso a mi cuerpo  bien merecido. Me quedé en casa poniendo en práctica algo que Carolina, mi fisioterapeuta y yo nos hemos propuesto. Le di a conocer un decálogo que consiste en hacer cada día algo que nos permita vivirlo únicamente con un propósito, sólo uno cada día,  porque de esa manera podemos centrarnos en una sola cosa para hacerla lo mejor posible, sin prisas y disfrutándolo, consiguiendo así la serenidad que tanto necesitamos.

Anuncio publicitario

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s