LO PERDIDO Y LO GANADO

Al principio de la enfermedad me centraba constantemente en todo lo que había perdido:mi trabajo,mi memoria,la movilidad en la parte izquierda de mi cuerpo…mi independencia.Ya ha pasado mucho tiempo desde que sufrí el ACV y las secuelas no han desaparecido,pero he aprendido a vivir con ellas y a sacar fruto de mis circunstancias:he ganado más confianza en mi misma,estoy aprendiendo a vivir el presente disfrutando de cada segundo,valorando esta nueva vida olvidándome de lo perdido y dándole gracias a Dios cada día por lo ganado.


Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s